POR MAIL, EL CLIENTE PODRÁ CONTROLAR A SU ABOGADO EN CAUSAS CIVILES Y LABORALES

El vehículo fue radiado pero, afortunadamente, ninguno de los tres ocupantes sufrió heridas de importancia.

Luego de que se entable un juicio civil o laboral, el demandado podrá controlar el trabajo de su abogado al ver, en su correo electrónico, las decisiones de un juez sobre los planteos que presente, al igual que constatará la tarea de los magistrados al observar las sentencias en primera instancia, en apelación y en la Corte de Justicia. Esa puerta se abrió con las modificaciones al Código Procesal Civil y Laboral que impulsó el máximo tribunal con dos proyectos de ley, los cuales fueron aprobados en la sesión pasada por la Cámara de Diputados y entrarán en vigencia desde febrero. Las iniciativas, además, contemplaron la implementación de la notificación electrónica de los planteos y resoluciones judiciales, sumado a la carga digital de documentación, para los profesionales de la abogacía, lo que reducirá los plazos del proceso de entre 15 a 30 días (cuando hoy se hace en formato papel) a uno solo, según explicó el ministro Daniel Olivares Yapur.

El pase de la notificación tradicional a la electrónica había sido adelantado por la presidente de la Corte, Adriana García Nieto, en el programa «A todo o nada», de Radio Sarmiento, el cual fue trabajado por Olivares Yapur y Guillermo De Sanctis. El primero de ellos destacó que «hemos creado, como novedoso, que, en el mismo momento en el que comparece el demandado, puede suministrar una dirección electrónica personal. Así, frente a todas las resoluciones que se dicten a partir de ahí, se disparará y le llegará un mail de cortesía, que le va a servir a cada parte para ir controlando el desarrollo del proceso, la actividad de su propio abogado y del contrario y de todos los actos de Justicia».

El punto es clave para aquellas personas que puedan tener dudas sobre el accionar de su abogado y, así, verificar si presenta todo lo que dice que hace, al igual que sus resultados. Para los profesionales servirá como reflejo de su transparencia y responsabilidad. En ese marco, Olivares Yapur resaltó que los clientes podrán ver en su mail las resoluciones del juez sobre incidentes, como una nulidad o el levantamiento de una medida cautelar, y sentencias.

En cuanto a los abogados, podrán informar un domicilio procesal electrónico, en el que recibirán todas las notificaciones de las resoluciones, salvo la presentación y la contestación de demanda, planteos iniciales cuyas notificaciones se harán al domicilio real de las partes por un oficial de justicia. De ahí hacia adelante, se comunicará todo digitalmente. Inclusive, «el profesional va a poder descargar las copias o documentación que cargue digitalmente su contrincante, dado que el Poder Judicial va a generar un link para el acceso a esa información escaneada», indicó Olivares Yapur. A diferencia de la dirección electrónica del particular, el domicilio procesal electrónico del abogado es el que le suministrará el área informática de la Corte, el cual también es un mail, pero con un sistema de seguridad de encriptación, remarcó el ministro. Las notificaciones que le lleguen implicarán que correrán los respectivos plazos para sus respuestas, mientras que no tendrá el mismo efecto en el caso de las comunicaciones a los particulares. El ahorro de tiempo se da porque hoy el abogado tiene que hacer el escrito, presentarlo con documentación en el juzgado, hacer la cédula, llevarla a la Oficina de Notificación y, una vez que se comunique al colega de la otra parte, trasladarla nuevamente al juzgado. Con el nuevo sistema, «el profesional podrá hacer todo eso desde su estudio».

Estampillado

La Corte firmó un convenio con el Foro de Abogados y el Banco San Juan, en el que se incorporó un botón de pago electrónico en la Mesa de Entrada Virtual (MEV), por lo que el profesional comprará digitalmente el sellado forense y el judicial y se disparará un ticket que se adjuntará al escrito.


Iniciativa legislativa

La nueva conformación de la Corte de Justicia viene haciendo uso de su iniciativa legislativa, es decir, la facultad para presentar proyectos de ley en la Cámara de Diputados, cosa que no sucedía con los viejos integrantes. Este año se enviaron cinco proyectos de ley.

Fuente: Diario de Cuyo